El Alegre Blatófobo

Por que las cucarachas son la cima de la Evolución.

Madre hay más que una, y mi padre es Gengis Khan.

Posted by lombarda en 19 enero 2009

 

NOTA: En éste post se hacen referencias a elementos religiosos. Antes de crear opiniones, me gustaría declarar que soy ateo, evolucionista, y tolerante.

 

Retraso el prometido post de “Esos pequeños bastardos” para hablar de éste tema que descubrí hace poco, y que según voy recabando información me gusta más y más. Las llamadas siete hijas de Eva.

Las mitocondrias, como todos sabéis, son unos de los orgánulos más importantes, pues, grosso modo, son las que se encargan de proporcionar energía a la célula.

También sabéis que son orgánulos que presentan ADN, en este caso, mitocondrial, que debido al tipo de reproducción que tenemos, proviene solo de la madre. Del mismo modo, cabe señalar que no son propias de los seres humanos, si no que existen en todos los organismos eucariótas. (Para más información, leer ésto).

Pues bien, Bryan Sykes, profesor de genética humana en la Universidad de Oxford, estudió el ADN mitocondrial de 15000 mujeres europeas (Aunque la cifra cambia según donde mires), y descubrió que todas ellas comparten una serie de similitudes que hacen posibles dividirlas en siete grupos, las Siete Hijas de Eva (Doy por hecho que entendeis la referencia bíblica que hace éste señor). Y las nombró Ursula, Xenia, Tara, Helena, Katrine, Velda y Jasmine. Además, implícito en su obra, da a entender de que todavía es posible que hoy en día aparezca un nuevo grupo.
Y a partir de estas siete mujeres es las que desciende toda la población europea ( y por ende, gran parte de la población mundial). De estos “clanes”, el más numeroso en Europa es el clan Helena, que actualmente se encuentran en todos los países de Europa, sobre todo en Gran Bretaña. Y el clan Velda, que en escandinavo significa “patrona”, es originario de España, y fueron los padres de los actuales lapones.
Dicho estudio se realizó sobre mujeres, por que debido a que, como ya he dicho, las mitocondrias se heredan de la madre, el cromosoma Y, que determina si la futura cría será hembra o macho, es más compleja de estudiar debido a su longitud, de 60 millones de bases de largo. Sin embargo, se han hecho estudios sobre dicho cromosoma.

Por ejemplo, Michael Hammer, de Arizona, estudió a hombres de etnia judía en diversos países, y vio que sus genes tenían más en común entre ellos que con los no judíos, y que los procedentes de sujetos sirios y palestinos eran idénticos (Que vaya alguien a decírselo a ellos, por favor, que tal como están las cosas en Oriente “Miedo“…).
Y volviendo a Sykes, realizó un estudio paralelo al de las mujeres, pero con el cromosoma Y, aprovechando una peculiaridad que tiene: Salvo un pequeño trozo en los extremos, no se recombina. Y aunque en este caso las conclusiones son menos claras, Sykes dice que en nuestro continente hay 5 clanes masculinos, y que algunos de ellos han tenido un apoteósico éxito reproductivo. Puede que tú mismo seas uno de los 16 millones de descendientes de Gengis Khan.
Para deberes, pensad en las implicaciones que tiene todo esto, en el tamaño de la Humanidad, y en cómo puede desarrollarse el futuro.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: